Marruecos: Día 2. Essaouira

Nuestro segundo día en Marruecos.

Madrugamos, pero antes de salir, disfrutamos de nuestro primer desayuno en nuestro Riad.

Después de coger fuerzas, nos dirigimos al Café de France; donde habíamos quedado de nuevo con Ibrahim, que nos iba a acompañar durante todo el día.

A la llegada nos presentó a Claudia, una chica chilena, que también se había apuntado a la excursión y pusimos rumbo a Essaouira.
Durante todo el viaje fuimos contándonos nuestras vidas unos a otros, congeniamos enseguida y el viaje se hizo corto (150 km desde Marrakech).

Nuestra primera parada, era en una asociación de mujeres de aceite de argán. Ibrahim insistió mucho, en que no todas son auténticas. Informaros bien antes de hacer una visita, ya que, al parecer; muchas de las asociaciones que se ven a lo largo de toda la carretera que lleva a Essaouira (creedme que son muchísimas), están creadas para el turista. No ves el proceso de extracción del aceite, y en muchos casos los productos que te venden no son del todo naturales.

Mujeres. Asociación Aceite de Argán.

Cabras en árbol. Aceite de argán.

Nos gustó muchísimo. Entramos en el edificio y nos enseñaron todo el proceso. Cada mujer tenía su función. Una cascaba el fruto, otra machacaba la almendra, otra prensaba…. y así hasta conseguir el aceite.
Nos enseñaron también las variedades de aceite: comestible y cosmético. Y nos vino genial para orientarnos a la hora de hacer nuestras compras. Era obvio que con alguno de los productos nos íbamos a ir a casa 🙂

Seguimos por la carretera hacia Essaouira y justo antes de llegar paramos en un mirador para poder fotografiar toda la ciudad.

Es una ciudad amurallada. En el mismo puerto podéis acceder, por unas escaleras, al gran muro que hace de cortaolas al mar, y tendréis unas vistas geniales.

Nos pareció precioso. Típico pueblo de pescadores, con una playa kilométrica. Dimos un paseo y pudimos ver a los pescadores vendiendo sus productos. El puerto tenía un ambiente genial.

Continuamos el día. Ibra nos enseñó toda la medina. La mayoría de la población vive de la pesca, pero, también vimos gente trabajando madera, cuero y joyeros artesanos.
Plaza de Mulay Hassan.

Claudia y yo, paseando por la medina.

Ya era mediodía. Y nos encontrábamos en el mejor lugar para comer pescado, así que Ibra nos llevó a un restaurante en el puerto. Los chicos, nos enseñaron todas las piezas que tenían disponibles; elegimos, y nos prepararon nuestra gran bandeja con 6 pescados, chipirones, calamares, gambas…..
Estaba todo riquísimo!!! Precio: 10 euros cada uno.

Después de disfrutar de la sobremesa; regresamos a la plaza, tomamos un café y después de un breve paseo, regresamos a Marrakech.

1 comentario en “Marruecos: Día 2. Essaouira

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *